Edición Familia Salud Sexo y Amor

QUIERO TERMINAR CON MI PAREJA PERO ADORO A SU FAMILIA ¿CÓMO HAGO?

Hola amigos, otra edición más compartiendo con ustedes temas actuales que pueden beneficiar o perjudicar las relaciones de pareja. 

Cuando la relación no funciona como lo esperabas  tomas la decisión de separarte de tu pareja, entran a escena muchos factores, como el que se acabo el amor, o simplemente no puedes convivir con tu familia política.

Este sería un caso típico de muchas parejas… ¿Pero qué sucede cuando en realidad adoras a tu familia política y el motivo por el cual postergas el separarte es por ellos?

Las rupturas sentimentales no son dolorosas únicamente porque se pierde un amor, sino porque se pierde una ilusión de mucho tiempo, un proyecto, un modelo de vida, unas costumbres y en ocasiones, hasta se pierden amigos. Y aunque no es lo más frecuente, como te mencionaba al principio, a veces se pierde también una familia. Y es que si has tenido la suerte de tener una relación estupenda con tu familia política hasta el punto de que forman parte de tu vida, probablemente te cueste mucho más tomar la decisión de romper tu pareja. Porque a partir de ese momento no sólo echarás de menos la vida en pareja, sino también a la que has considerado parte de tu familia durante todo este tiempo.

Cuando una pareja se rompe se producen una serie de daños colaterales que nada tienen qué ver con el desamor, pero que duelen tanto o más. No se trata sólo de repartir los recuerdos, las viejas fotografías, los muebles, ¿quién se queda con el perro?, sino que también se puede perder el cariño de todas esas personas que formaban parte de la vida en pareja. Como la familia de uno o del otro, y amigos en común.

Porque a veces ocurre que tu suegra no es ese ogro que muestran en las películas o que sabes que tiene tu amiga o amigo, sino todo lo contrario, ya que se ha convertido en una aliada con la qué compartir tus miedos, tus ilusiones y hasta tus dudas, se ha convertido en algo fundamental. Esa suegra que sientes por momentos hasta que te quiere más a ti que a su propio hijo o hija.

family-together

Por otro lado, puede que te lleves mejor con las hermanas de tu pareja que con las tuyas y que hayas pasado momentos de risas impagables con tu suegro y no con tu padre. Creo que me pasaría horas dándote diferentes ejemplos de buenas relaciones con la familia política, porque sé perfectamente que también sucede. Y, si lo piensas bien, a la hora de terminar una relación con tu pareja estarías perdiendo también la relación que construiste con estas personas que no llevan tu sangre pero se han convertido en parte de tu vida.

Ahora bien, si la relación con tu pareja no funciona tienes que pensar en ti, lo más importante en estos momentos eres tú. Por supuesto que siempre tienes que intentar de una forma lo más civilizada posible hacerlo, procurando no hacer tanto daño. Lo que está claro es que los primeros meses tras la ruptura, lo mejor es poner distancia. Y estoy segura que si haces las cosas correctamente la familia de tu pareja entenderá.

Asume que para empezar de cero una nueva vida a veces hay que dejar a gente por el camino. Personas que pertenecen a tu pasado y que es mejor que se queden ahí porque si no, no vas a poder mirar hacia adelante. Aunque esto no quiere decir que no puedas retomar una relación cordial con la familia de tu pareja pasado un tiempo.

More From The Author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *