Edición Estilo de Vida Moda y Belleza Salud

Tú puedes cambiar tu vida; Empieza por vencer los malos hábitos

Queridos Lectores…

Durante lo largo de mi vida he escuchado muchas veces una frase que dice… -“Uno es como es hasta el día que se muera“- o una que es más común en mi tierra… -”El árbol torcido jamás su tronco endereza”-

Pues déjenme decirles queridos amigos que alguien hace mucho tiempo decidió tomar estas afirmaciones como verídicas y pasarlas de generación en generación hasta el punto de convencernos de que realmente no podemos cambiar. Aunque muchas personas no nos creemos ese cuento, para muchas otras, ni siquiera vale la pena el esfuerzo de intentar cambiar. ¿Para qué? -se preguntan- si al fin de cuentas uno no deja de ser quien es… Pero ahora la ciencia también apoya que esto es totalmente falso.

Las personas si podemos cambiar…

Lo único que se necesita es que la persona realmente lo desee. Por eso, cuando queremos que otra persona, como nuestra pareja o un hijo cambie algunas partes negativas de su personalidad, lo vemos como una tarea imposible, porque no depende de nosotros y no está en nuestras manos el logarlo, los únicos que van a poder cambiar son ellos mismos a partir de su deseo totalmente personal. Pero si quieres que alguien más cambie, es una buena idea empezar por ti mismo, para que las personas que están a tu alrededor puedan seguir tu ejemplo o de una u otra forma se sientan inspirados al ver que si se puede.

Lo primero que debes hacer es analizar cuáles son esos rasgos de tu personalidad que no te gustan, los que sientes que te afectan en tu vida no dejándote avanzar y ser feliz.

Algunos de estas características suelen ser la pereza, comer en exceso, la falta de aspiraciones, la agresividad, los vicios, etc.

Entonces enfócate en solo uno a la vez…

Jamás caigas en el error de querer hacer muchos cambios a la vez porque te quedaras sin hacer ninguno.

Hay una regla muy efectiva cuando se trata de alcanzar una meta o logro en la vida. Consiste en la regla del 80/20. Esta regla quiere decir que si deseas algo debes enfocar el 80% de tu atención en ese 20%. En otras palabras, enfoca todo tu poder y energía en una sola cosa a la vez.

Ya cuando haz decidido cuál es ese hábito que quieres vencer debes trazar un plan de accion basado en los siguientes objetivos:

  1. Plan diario
  2. Plan de 21 días
  3. Permanencia

La forma como lo harás será la siguiente, y para esto tomaremos como ejemplo una persona que sufre de ansiedad por comer.

1. Plan Diario: Establece una rutina desde que te levantas hasta que te cuestas.

No dejes nada al azar en esta etapa. Tienes que tener tu día planeado. Identifica cuales son aquellas horas en que sientes más ansias por comer.

Por ejemplo si te gusta comer al sentarte a ver televisión, reemplaza esa actividad por otra que ocupe ese tiempo, así confundirás a tu cerebro y se ocupara en otra cosa más productiva. Busca algo que sea activo como el ejercicio, hacer los quehaceres de la casa, salir a caminar a tu perro etc. Planea todas tus comidas del día que deben ser 5 y no comas nada más que esto.

2. Plan Semanal. Adquiere un calendario grande que puedas pegar en tu baño o en tu cuarto. Cumple tus rutinas diarias y por cada día cumplido vas a poner un signo de checo a

Al cabo de los 21 días ya habrás creado un hábito.

3. Permanencia. Empieza otros 21 días. Vas a tener estos ciclos 4 veces consecutivas descansando un dia o dos en el que vas a hacer una rutina diferente y vuelves a empezar. Después ya no será necesario continuar con las rutinas, Ya habrás vencido el hábito. Puedes ahora empezar con otro aspecto a superar. Estas metas logradas te fortalecerán cada vez más para tu siguiente objetivo.

Este sistema lo podrás utilizar para vencer la pereza, la agresividad o cualquier cosa negativa en tu vida. Recuerda los pasos:   Admitir, Identificar, Analizar, Planificar tu Rutina y Llevarla a cabo.

Tú puedes lograr cambiar todos los aspectos negativos de tu personalidad, todo aquello que no te gusta, solamente tienes que desearlo de verdad y tomar el primer pasó hoy mismo.

Te gustaría saber más del tema?  Escribeme a mi correo monica@sculptorbody.com o sígueme en facebook como Monica Ferguson.

Bendiciones, Paz, Amor!!

 

More From The Author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *