NI SIRENA NI BALLENA… SIMPLEMENTE

Share

¡Quiiooondaaa! pela’os mal amanza’os y güerqui’as boni’as, cómo se les jue el segundo… mes del año, bien? Espero que sí y que estén sanos y que no les haya pegado esa chiripiolca llamada Covid, y si les pegó, que la hayan librado sin mucho do-pe.

Y aunque ya pasó, pero yo sigo influenciado por el mes del amor, así que ando injundioso, por lo que hoy les voy a echar uno bueno…  este chistorete se llama “El diagnóstico médico’’, ai’ les va:

Resulta que a raíz de la pandemia, descansaron de su chamba al viejo. Y este tiempo han sobrevivido, como han podido. Pero eso y el estar encerrado a diario, le ha causado problemas de salud. La señora, preocupada por como lo ve, lo convence de ir al médico (ya ven que a los machotes no nos gusta ir allí).  Total que van y….

Después de un ratillo, cuando él sale del privado del doctor, éste se asoma y le dice a la señora que pase, que necesita hablar con ella.

Señora -le dice el doctor- su esposo está mal.

Está muy, muy estresado y con una tremenda depresión. No la quiero alarmar pero si sigue así, corre peligro de muerte. Así que debe cuidarlo muy bien, apoyarlo, mimarlo, cumplirle todos, TODOS sus antojos y caprichos.. y bla, bla, bla.

Muy triste y cabizbaja  sale del privadito del doc.

 El señor, al verla así, asustado le pregunta:

— ¿Qué te dijo el doctor?, qué tengo???

•• pus’, pus’, -tartamudea ella- pus’ nada… que te vas a morir!!!

                                     ji, ji, ji… vieja gacha!

Y pasando a otra cosa mariposa (pero no la de barrio) definitivamente este tiempo de pandemia nos cambió todo a todos, lo mismo a jóvenes que a ‘mayorcitos’ (por no decir viejos, ji, ji…) Pero afortunadamente como que ya vamos de salida, verda’?. Lo malo para algunos (y algunas) es que conforme se vaya normalizando la situación, se irán viendo los ‘horribles’’ estragos de pasar tantos meses en casa… Y claro, cachetes, barriga, lonjas y nalgas nos recuerdan lo mucho que nos atarragamos y el poco ejercicio que hicimos; por eso muchos gimnasios ya se preparan para recibir a toda esa gente que ahora trataran de deshacerse de esas libritas ‘extras’ que acumularon.

Y pensando en ello, pero también en que el lunes de la semana próxima (8 de Marzo) se celebra el Día Internacional de la Mujer, (Felicidades anticipadas y reciban un abrazo) es que les escribo esta anécdota que leí hace años.

Se llama: ‘‘Ni Sirena ni Ballena, Simplemente Mujer!

Resulta que hace algún tiempo a la entrada de un gimnasio había un cartel publicitario con la foto de una chica de físico espectacular, que  decía: “Este verano, ¿quieres ser sirena o ballena?”

Pues bien, se cuenta que una mujer, de la que no conocemos su aspecto físico, les envío una carta a los directores del Gym respondiendo a esta pregunta, de la siguiente manera:

“Estimados señores: por si no saben, les informo que las ballenas están siempre rodeadas de amigos (delfines, focas, humanos curiosos, etc), tienen una vida sexual muy activa y crían a sus pequeños con mucho cariño. Se divierten como locas con los delfines y comen camarones y peces hasta empacharse.

Nadan todo el día y viajan hasta lugares fantásticos como la Patagonia, el mar de Barens o las barreras de coral de Polinesia. Cantan estupendamente y  veces hasta son estrellas de documentales. Son animales impresionantes y muy queridos a los que se defiende y admira en todo el mundo.

En cambio las sirenas no existen!… Pero si existieran harían cola en la consulta del psicólogo debido a un problema de desdoblamiento de la personalidad, ¿mujer o pescado?

No tendrían vida sexual y no podrían tener hijos. Serian graciosas, es cierto, pero solitarias y tristes. Y además, ¿quien querría a su lado una chica que siempre huele a pescado? Sin dudarlo, yo prefiero ser una ballena…

En una época en la que los medios de comunicación nos meten en la cabeza que solo las delgadas son bellas, yo prefiero comerme un helado con mis hijos, cenar con mi marido, comer, beber y divertirme con mis amigas…

Definitivamente yo no quiero ser sirena’’

Así que amiga leitora… te veas como te veas, tu no te aflijes ni te aflojes, porque una y otra tienen su encanto… pero ssshh!, aquí entre nos, ‘las llenitas’, tienen más!!!

digo, YO NO’MAS DIGO….

Siguenos:
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux