Salud

ALIMENTATE ¡SALUDABLE!

Mantener una buena alimentación es fundamental para sentirte bien contigo misma y que tu organismo esté en su normal funcionamiento. Pero recuerda que para estar 100% en condiciones además de ingerir alimentos sanos debes hacer ejercicio.

Sin importar cuál es tu caso, estas recomendaciones para alimentarte de forma saludable te ayudarán a mejorar tu estilo de vida.

No dejes de comer. La clave está en saber cómo hacerlo de forma sana. Por ejemplo: si te ofrecen pastelitos cómete uno y no te excedas.

Si tienes una comida en la noche, no aguantes hambre durante el día preparándote para comer mucho. Lo recomendable es que si vas a comer mucho al final del día, hagas más suaves las demás comidas sin prescindir de ellas.   Toma el desayuno completo y una media mañana (porción de frutas) y un almuerzo liviano. También puedes llenarte un poco para que en la reunión estés más saciado y no comas tanto.

Controla el consumo de bebidas dulces y alcohólicas. En reuniones familiares y fiestas se consumen demasiado estos líquidos que tienen azúcar en exceso, por lo que producen aumento de peso y exposición a enfermedades.

Planea lo que comes: este tema involucra a la familia, los amigos y los compañeros de trabajo porque la alimentación cumple un papel esencial en todos los ámbitos. Llevar una alimentación balanceada es posible aun sin conocimientos especializados. Debe haber equilibrio entre lo consumido y el gasto energético. Si no haces ejercicio, no puedes comer tanto.

Ten el control de lo que comes

Hoy en día ya es una costumbre en muchos, el no desayunar, no cocinar sus alimentos e ingerir demasiados frituras, dulces y carnes frías. Comer lo que otros preparan significa estar expuesto a una alimentación de baja calidad o muy alta en grasas. Las decisiones del mercado se deben tomar con todo el grupo familiar y se recomienda, además, leer la etiqueta de los alimentos y buscar asesoría.

Se deben comer alimentos de todos los grupos alimenticios, aunque la dieta de niños, jóvenes y adultos varía de acuerdo al momento de vida en el que se encuentran.

Alimentos como pasteles, tamales lo ideal es que se preparen en casa para controlar el nivel de ingredientes y aceites. Las papas fritas o carnes fritas se deben de preparar no con el mismo aceite. Puedes preparar un flan con leche descremada y no entera. Las carnes frías pueden tener componentes nocivos para la salud; en lo posible, se debe optar por el consumo de carnes magras, es decir, bajas en grasa.

Tener un horario para alimentarse es muy importante porque esto influye en la calidad del sueño. Si te acuestas muy lleno o comes alimentos pesados o fritos antes de dormir, tu cuerpo estará concentrado en procesar las calorías y no en dormir.

Si sufres de sobrepeso: Consulta a un especialista.

Programa tu alimentación para que no te falte ninguna comida; que éstas sean saludables y no haya espacios muy largos entre ellas (mínimo tres horas y máximo cuatro).

Evita ayunos largos.

Recuerda, sé más consciente y responsable con tu alimentación y no olvides practicar ejercicios.

More From The Author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *