LOADING

Type to search

Dragón de Komodo

Avatar
Share

La longitud de tres metros que llega a alcanzar el dragón de komodo, lo convierte, sin lugar a dudas, en el reptil mas grande del mundo.

La longitud de tres metros que llega a alcanzar el dragón de komodo, lo convierte, sin lugar a dudas, en el reptil más grande del mundo.

Pero su fama no solo se debe a su gran tamaño, sino también, a la sorprendente habilidad con que caza a sus presas. Solo basta un mordisco suyo para matar a sus víctimas. Y es que su saliva tiene hasta 82 tipos diferentes de bacterias que provocan una septicemia en su presa, que muere casi al instante.

El dragón de komodo, está emparentado con los mosasaurios, un tipo de reptiles marinos que vivieron hace 136 millones de años y que se cree llegaron a medir hasta 17 metros de longitud.

MODUS VIVENDUS

Los Dragones de Komodo no muestran demasiada actividad durante el día, pero por la noche se convierten en auténticos depredadores. Atacan por lo general junto a fuentes de agua, en donde, muestran unas excelentes cualidades nadatorias.

Se alimenta de cerdos, cabras, ganado, búfalos, caballos, pequeños dragones, y hasta humanos.

Recientemente, científicos británicos han descubierto que las hembras de este saurio, son capaces de reproducirse sin ser fecundadas por un macho.

Esta reproducción asexual, conocida como partenogénesis*, fue detectada en dos hembras en peligro de extinción que viven en cautividad en dos zoológicos británicos diferentes.

Por un lado, ‘Flora’, que vive en el zoo de Chester (Inglaterra), puso en mayo de 2006 una nidada de 11 huevos, sin que se la hubiera cruzado nunca antes con un macho de su especie.

Tres de los huevos se malograron, pero los otros ocho continuaron desarrollándose con normalidad hasta su nacimiento, el pasado mes de enero.

‘Sungai’, que vive en el zoo de Londres, puso huevos dos años y medio después de su último contacto con un macho. Sus crías, que nacieron siete meses y medio después, se encuentran bien.

Los científicos, dirigidos por Phill Watt, de la Universidad de Liverpool, sometieron a “pruebas de paternidad” a la nidada de ambas hembras y descubrieron que el genotipo combinado general de la camada reproducía exactamente el de su progenitora, es decir, que ‘Flora’ y ‘Sungai’ eran a la vez “padre” y “madre” de las crías.

Actualmente, el dragón de Komodo es una especie en peligro de extinción y se encuentra en la lista roja de la UICN. * Partenogénesis- desarrollo del embrión en los animales a partir de un óvulo, o en los vegetales a partir de una cosfera, no fecundados.

Siguenos:
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux