LOADING

Type to search

El uso de “jeans y bikini” afecta a los hombre en la concentracion de semen.

Avatar
Share

Según un estudio realizado por el equipo del Centro Medico de la University of Rochester, en Nueva York y encabezado por la doctora Shanna Swan, uno de los problemas

Según un estudio realizado por el equipo del
Centro Médico de la University of Rochester, en
Nueva York y encabezado por la doctora Shanna
Swan, uno de los problemas que más afecta a la
fertilidad de los hombres son el uso de “jeans y
el bikini”.

La razón -dice Swan- es porque esas prendas
pegan tanto los testículos al cuerpo y entre ellos
mismos que aumentan su temperatura, lo cual disminuye
la cantidad de espermatozoides. Son estas
lesiones térmicas las causas más frecuentes de infertilidad
masculina que se ven en consulta.

“Seguramente eso explica porque, los hombres
ancianos de principios del siglo pasado tenían
tantos hijos, porque se la pasaban en boxer y no
pantalones apretados que les afectara su reproductividad’’

Por otro lado, los mismos investigadores médicos
han encontrado evidencias de que las mujeres que
comen mucha carne vacuna durante el embarazo
dan a luz bebés que tendrán bajas concentraciones
de semen.

Los expertos creen que los pesticidas, las hormonas
y los contaminantes presentes en la alimentación
del ganado serían los responsables de este efecto
perjudicial. Los químicos pueden acumularse en
la grasa de los animales que consumen alimento
o pasto contaminado. Además, el ganado suele
recibir hormonas para mejorar su crecimiento.

“En los hijos de mujeres ‘‘altamente consumidoras
de carne vacuna” (más de siete porciones por
semana), la concentración de semen fue 24,3%
menor”, precisaron los investigadores.

El equipo estudió los datos de las parejas de 387
mujeres embarazadas entre 2000 y 2005, y de las
madres de los futuros padres. De los 51 hombres
cuyas madres recordaban el consumo de mayor
cantidad de carne vacuna, el 18% tenía recuentos
de esperma calificados por la Organización Mundial
de la Salud como “subfértiles”.

“La concentración promedio de semen en los
hombres del estudio descendió a medida que aumentaba
el consumo de carne de sus madres. Pero
esto debe seguirse cuidadosamente antes de que
pueda esbozarse cualquier conclusión”, señaló el
líder de la investigación.

Siguenos:
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux