LOADING

Type to search

¡Cuidado con el cambio de clima para no arrugarte!

Avatar
Share

Por: Laura Díaz Campbell

 Amiga lectora, ya estamos entrando en esa época en que con los cambios de clima de un día para otro, los vientos frescos o el frío, nuestra piel se desbalancea en sus estados óptimos de humedad y equilibrio de nutrientes. Esto da como consecuencia que se deshidrate y aparezcan lineas de expresión, las arrugas más pronunciadas, la piel más áspera, labios resecos y piel marchita que nos pueden hacer lucir más avejentadas.
  ¡Que no te pase eso! Sigue leyendo y entérate de qué hacer para evitarlo y seguir luciendo un cutis radiante, fresco y juvenil!

  Temporalmente cambia fórmulas. Algo muy sencillo, pero que muchas no tomamos en cuenta es que la piel, principalmente la de tipo combinada o mixta (la mayoría de las latinas entramos en esa categoría de piel), con el cambio de clima necesita un cambio de fórmulas en su cuidado. No es necesario cambiar todas las cremas y tratamientos a los que estás acostumbrada y te gustan, a veces con tan solo uno o dos productos es suficiente para que la piel se aclimate en otra estación del año. Por ejemplo, si acostumbras lavarlo con agua y jabón y sintieras que esto te reseca en tiempos de fríos, cambia ese hábito con una loción limpiadora ligera, la cual te limpia perfectamente, pero sin dejar la piel estirada. Otra opción sería que en lugar de usar tu loción astringente sólo en épocas de frío y viento, la cambies por agua de rosas o alguna loción que no contenga alcohol.

  El viento helado arruga, ¡Protégete! Como ya lo mencione, pero con el viento o frío intenso, la humedad en la piel se evapora muy fácilmente y como consecuencia las fibras de  elastina se deshidratan y ceden, corriéndose el riesgo de que aparezcan ¡las temidas arrugas! Es por esta razón que la necesidad de un buen humectante es mucho mayor en esta época que durante el resto del año. Marcas de prestigio cuentan con un sin fin de humectantes desde los más básicos o sencillos hasta los que entran por categorías, dependiendo de la edad, condición de la piel, necesidades específicas, etc. Lo importante es entender que la piel, para lucir joven, depende en gran medida del nivel de hidratación y que ésta se mantenga durante largos períodos, de ser posible las 24 horas del día.


¿Es lo mismo una crema que un humectante?.
No siempre una crema puede entrar en la categoría de un humectante. La razón es que un humectante debe agregar humedad a las células y además sellarla para evitar su vaporización. Al usar un humectante que agregue humedad, pero no la selle, dejando que se evapore, se corre el riesgo de sufrir los mismos síntomas que si no se aplicara, provocando falta de elasticidad y tirantez, la aparición de arrugas y flaccidez.  Un buen humectante puede servir también de nutrición a la piel, a estos se les conoce como humectantes con nutrición de absorción cutánea. Es recomendable que los humectantes de día también contengan un factor de protección solar y aún mejor con otro factor de protección antioxidante, para evitar que el sol o la contaminación del medio ambiente le cause estragos a la piel. Un ejemplo de humectantes con varias de estas características es el C Lift day Cream SPF 30, entre otros.   


  Aumenta tu consumo de vitamina C y colágeno.
Yo siempre estoy a favor de consumir una a dos tabletas al día de colágeno durante todo el año para mantener la belleza, elasticidad y apariencia juvenil de la piel. Pero en épocas más frías y de vientos secos, también sugiero un aumento de alimentos que contengan vitamina C. Investigaciones científicas han demostrado que por su gran capacidad antioxidante, la vitamina C  es excelente para combatir radicales libres y aumentar la capacidad inmunológica en el organismo, que a veces baja cuando la energía solar está más alejada. En otras palabras: evita el envejecimiento prematuro, incluyendo el ocasionado a la piel, consumiendo mayor cantidad de alimentos con esta vitamina, como brócoli, jugo de naranja, guayabas, perejil, fresas, papaya, jugo de limón, toronja, etc.
  Mascarilla anti-arrugas con vitamina C. Ya vimos que el colágeno y la vitamina C juegan un papel muy importante contra la aparición de arrugas, sobre todo en temporadas más difíciles para la piel como son el frío y viento. Aprovechemos los beneficios de estos dos componentes haciendo lo siguiente: a una mascarilla de colágeno le agregas un pedacito de papaya machacándolo perfectamente y aplicándolo en cara, cuello y manos (el frío afecta mucho a las manos), déjatela puesta de 10 a 20 minutos y enjuágate con agua tibiecita.

  Hasta la próxima semana. Tu consejera: LAURA.
  Amiga lectora, si tienes preguntas sobre belleza,
 cuidado de la piel o figura llámame al:
(323) 771-0082. Escríbemelas o visítame al:
 7712 State St. en Huntington Park, CA. 90255.
 

 

Siguenos:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Next Up

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux