LOADING

Type to search

JARABE DE AJO

Avatar
Share

En esa receta clásica le vamos a presentar las bondades de dos alimentos que fortalecen nuestras defensas. Por un lado tenemos el ajo y por otro tenemos la miel.

Son varios los nutrientes del ajo. Tiene manganeso, vitamina B6, selenio, fibra, vitamina C, cobre, potasio y hierro. La alicina es la sustancia que le da picor y olor. Los beneficios son muchos: es antiséptico, es antiinflamatorio, es desintoxicante, tiene antioccidantes, es bueno para la circulación y regulador de la presión arterial.

Por otro lado, la miel es también uno de los mejores alimentos que podemos tomar. Tiene vitaminas B, C, D y E. Cuenta con minerales como: hierro, fósforo, potasio, cobre, calcio, zinc. La miel desinflama las vías respiratorias y facilita la regeneración de los tejidos.

¿Y si ponemos estas dos maravillas en el mismo jarabe?

Ingredientes

  • -1/4 de libra de dientes de ajo pelados.
  • -4 onzas de vinagre de sidra de manzana.
  • -4 onzas de agua destilada.
  • -8 onzas de glicerina.
  • 1 ½ libra de miel.

Preparación

  1. La primera parte es la más tardada y comienza poniendo los ajos en un frasco limpio, de boca ancha. Hay que mezclar previamente el agua y el vinagre a partes iguales y echar luego la mezcla al frasco, hasta cubrir perfectamente los ajos. Hay que tapar el frasco, agitarlo diariamente dos o tres veces y guardarlo en un lugar oscuro.
  2. Al 5o. ó 6o. día, cuando ya los ajos se han disuelto lo suficiente en la mezcla de vinagre y agua, hay que echar la glicerina, volver a tapar y dejar reposar por un día más.
  3. Hay que colar la mezcla, de preferencia con tela, para eliminar todos los restos de ajo.
  4. La mezcla ya filtrada hay que mezclarla con la miel de abeja, el resultado ya es jarabe. El jarabe hay que ponerlo en un frasco oscuro de boca chica y guardarlo en un lugar fresco o en la puerta del refri.

Consumo

Tal vez ni quienes amamos el ajo encontraremos apetecible el jarabe de ajo, pero eso es lo de menos. Notará que por la fuerte cantidad de ajo y el vinagre, el jarabe es efectivamente expectorante. Tómelo como cualquier otro jarabe, con cuchara, espaciando las dosis y esperando a que el cuerpo absorba los nutrientes.

Antes de poner en práctica este o cualquier otro remedio casero, consulte a su médico.

Comentarios: textosymasbuzon@gmail.com

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux