LOADING

Type to search

LA BASURA QUE TIRAMOS?

Share

¡Qué pasó razaaaa!, ¿cómo les ha ido con estos cambios de temperatura, (bien o ma’ o meno’)…? ¡Y es que con estos cambiantes días uno ya no sabe ni qué… así que cuídensenn, cuídensenn!… (ji, ji, como si necesitáramos que alguien nos recomendara cuidarnos pa’ hacerlo, ¿a poco no?)

 Pero güeno, pa’ empezar aquí les va el chistorete sangrón y mamucas de la semana, se llama “El panadero”, ya es viejito, pero ai’ ta’:

 Resulta que un padre de familia muy adinerado y obviamente con muchos automóviles Mercedes, BMW, Cadillac, etc, estaba muy preocupado por la inseguridad que se vive en México, por eso casi ni se atrevía a salir a ninguna parte con su familia por temor a ser secuestrado, pero un día decide entonces comprar una Combi para los fines de semana.

 ‘‘En este auto -dice a su familia- no vamos a despertar sospechas, si nos secuestran decimos que yo soy panadero y que vivimos de una panadería de barrio, ¿entendido?”

 Dicho y hecho, el fin de semana van rumbo a Cuernavaca, cuando los interceptan y efectivamente los secuestran; luego los interrogan por separado.

  A la pregunta de cuáles son sus bienes materiales, el padre responde: Yo soy panadero y todo el sustento de mí familia proviene de lo poco que gano en la panadería.

  La madre les responde: Mi esposo es panadero y yo le ayudo en la panadería, y de eso vivimos.

 El hijo mayor por su lado dice: Yo hasta me tuve que salir de estudiar para ayudarles a mis padres en la panadería.

Todo iba muy bien, los secuestradores casi convencidos estaban a punto de dejarlos ir cuando le preguntan al hijo adolescente:

¿Y, cómo se llama la Panadería de tu papá?

-¡BIMBO!!! *

…. Y valió ma de res!!!    ji!, ji!,,, les dije que estaba mamuco!!!

Bueno pero así es la vida, a veces hay cosas buenas y otras no tanto, como ese chistorete y como lo que ahora les voy a contar…

 Fíjensen que hace unos días estuve leyendo un informe acerca de la cantidad de basura que tiramos y ¿sabían uds. que en promedio se recogen aprox. de 2395 toneladas de basura al día en el Sur de California?

 uuTaa!, es un …ingo (un friego, pues) y cuando uno ve eso, es cuando toma conciencia del porqué debemos de tratar de reciclar lo más que se pueda, y también el no tirar basura donde quiera, en fin, todo lo que podamos hacer para mejorar o al menos conservar el medio ambiente…

 Como quedé impactado con estos datos, cuando el día siguiente me mandaron a tirar la basura (no es cierto… yo jui solito y de güena volunta’) y al abrir la tapa del vin donde todos los del edificio tiramos la basura, lo primero que vi fue un montón de fotos viejas rotas y sobres de cartas con corazoncitos pintados… ¡Uyyy!, -pensé- de seguro ya se pelearon otra vez los del 8…   Al día siguiente, cuando llegué a casa, ‘sin querer’ vi que la nueva vecina tiraba su basura y ‘sin querer también’ averigüé que es soltera -o al menos sin hijos- y que está a dieta, y no es que le haya preguntado, ¡para nada!, sino que en su basura no se veían pañales, ni latas de cerveza o cartones de pizza, sólo platos de esos donde venden ensaladas…

 Y no por esto crean que sea metiche o un fisgón, ¡no!, simplemente que si uno se pone a observar con poquito cuidado, se entera de muchas cosas. Por ejemplo que los de la esquina son recién casados, porque la comida seguido se les quema y a juzgar por tantos sobres de preservativos, no desean tener hijos.

 Todo esto puede parecer gracioso, pero si lo pensamos bien no lo es tanto, imagínense que un extraterrestre viene y empieza a esculcar nuestra basura… ¿qué creen que verá?, les aseguro que por lo que averigüé le va a dar miedo, porque imagínense…: Cada familia consume por año: 182 galones de sodas, 104 galones de leche y 26 galones de agua…. ¿A dónde diablos van a parar los envases de esas bebidas?

 ¿Qué crees que diría ese marciano al ver que cada hora tiramos 2.5 millones de botellas de plástico y que botamos -cada año- 25 mil millones de esas tazas de plástico y por si todo eso fuera poco, ahora imagínate al mismo extraterrestre oliendo los 16 mil millones de pañales que tiramos a la basura, cada año… Te aseguro que el marciano va a pensar (y con razón) que los terrícolas estamos destruyendo nuestro planeta y después de oler los pañales, no le quedará duda, y exclamará: “¡Ooog!, estos terrícolas son una k-aga!….

digO, yo No’mas diGO!

Siguenos:
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux