LOADING

Type to search

La soldado Vanessa Guillen desapareció de una base militar y su familia cree saber qué pasó

Avatar
Share

Fuente: Univision

El caso de la soldado hispana activó una investigación de parte de las autoridades militares en la base de Fort Hood, en Texas, acompañada de una recompensa para quien dé información sobre su paradero. Sin embargo, la familia de la joven cree saber quién podría ser el responsable.

La soldado Vanessa Guillen de 20 años de edad, desapareció de la base militar de Fort Hood, localizada en Killeen, Texas, el pasado 22 de abril. Algunas de sus pertenencias, como las llaves de su habitación, su cartera y sus documentos, fueron hallados más tarde en el área donde trabajaba ese día.

Guillen fue vista por última vez en el estacionamiento del Escuadrón de Ingenieros Regionales, donde trabajaba.

Según su madre, Gloria Guillen, la desaparición de Guillen podría estar ligada al acoso sexual que, dice, estaba sufriendo por parte de un sargento de Fort Hood.

“El 8 de febrero Vanessa me confió que estaba muy preocupada porque estaba siendo acosada sexualmente por un sargento de la base. Me dijo que tenía miedo a denunciar lo sucedido porque nadie le creería”, indicó su madre, señalando que la misma situación le pasaba a otras personas dentro de la institución militar.

“Estoy segura que mi hija fue secuestrada por un sargento o dos dentro de esa base militar. Yo ya sé el nombre de uno de ellos, y se lo voy a entregar a la congresista Silvia García para que me ayude a investigar”, dijo Gloria Guillen.

15,000 dólares de recompensa

Fort Hood ha indicado en varias oportunidades que continúa con la búsqueda de Guillen y que el comando de investigación criminal del ejército de Estados Unidos está ofreciendo 15,000 dólares por información que conduzca a encontrar a la joven desaparecida.

Mientras tanto, su hermana Mayra Guillen, ha dicho que la desaparición no se dio porque ella escapó de la base militar, como han sugerido algunas personas, ya que ambas habían conversado mucho y no detectó nada anormal.

“Ella es una persona muy responsable. Sé que simplemente no dejaría sus cosas allí”, dijo Mayra, señalando que la base militar de Fort Hood no les ha dado respuesta alguna sobre lo sucedido con su hermana.

“Ellos dicen que tampoco saben nada, no tiene una idea o una pista sobre dónde está. En este punto, solo espero que alguien llegue con una respuesta concreta sobre su paradero”, indicó su hermana.

Mayra Guillen cuestionó el comportamiento de las autoridades de Fort Hood en el caso de su hermana, indicando que no es normal que después de casi 3 meses no se sepa nada sobre ella.

” Dudo que no existan reglas o que no hayan cámaras al interior de Fort Hood para monitorear a las personas que allí se encuentran. Ya era el momento de tener un sospechoso o un culpable en este caso”, afirmó, añadiendo que el sufrimiento de su familia es infinito.

“Cada día que pasa es un día lleno de angustia, de dolor e incertidumbre para nosotras”, finalizó.

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux