LOADING

Type to search

Mi pareja no me escucha…!

Avatar
Share

cómo lograr que haya ‘diálogo’ en la pareja

Hola amigos, una edición más compartiendo con ustedes temas de actualidad, y aunque algunos de ellos son escabrosos, pero siempre buscando el enfoque positivo que beneficie a la pareja….

   La falta de diálogo es una de las situaciones adversas que más se reiteran en una pareja, por el estrés o la enorme cantidad de actividades que hay que abarcar y que hacen durante el día. Pero la solución existe, permíteme entonces darte algunas sugerencias que pueden desbloquear esa falta de diálogo entre ustedes:

 ¿Qué hacer cuando tu pareja no te escucha?

  -*- Saber escuchar es una de las prácticas más difíciles de lograr, ya sea con la pareja, en el trabajo, la relación familiar de hermanos, padres, hijos, etc.

  Por desgracia, son pocos los que poseen ‘la virtud’ de saber escuchar y si tu pareja (él o ella), no tiene esa virtud, te recomiendo que empieces por tú ponerle atención a todo lo que te diga. Ah!, pero muy sutilmente hacerle ver que tú si le pones atención a sus palabras.

   -*-   No pelees, no recrimines y trata de encontrar el momento propicio para entablar una plática.

  Siempre hay algo de qué hablar para que el vínculo prospere, es conveniente dedicar al menos unos minutos del día o de la noche al diálogo. Por ejemplo, en la mañana al tomar café antes de salir al trabajo, o en la tarde al regresar del mismo, es muy importante tomarse esos minutos solos para conversar. Si hay hijos de por medio y ponen eso como pretexto, la relación se irá dañando poco a poco. Piensen que pueden dejar a los niños ocupados en alguna tarea y aprovechar el momento.

       ¿Cómo fomentar el diálogo en la pareja?

  -*- Escuchar con atención al otro, dejar de hacer lo que esté haciendo si se requiere la atención del otro miembro de la pareja, si está ocupado (a) haciendo cualquier cosa, pedirle que deje un momento esa labor e invitarlo a que se siente para que escuche lo que se tiene que decir. Así captarás más la atención del mismo y podrán entrar de lleno a un diálogo positivo y prometedor.

  -*- Si no se entiende lo que se está escuchando lo más importante es preguntar, ya que lo peor que puede ocurrir es escuchar algo que no se comprende. Algún tema del que no estés enterado y la pareja lo habla como si lo supieras. De ser así la atención se dispersará, el otro advertirá la distracción y de modo inevitable se ocasionará una discusión. En este punto es mejor dejar hablar un poco a la pareja y después interrumpir y preguntarle ¿de qué me estás hablando?…. Y después seguir con un ‘discúlpame’, pero explícame mejor las cosas. Así se evita entrar en discusión, por algún tema que se ignoraba.

        La importancia de hablar de todo

  -*- Comunicarse todo lo relacionado con la pareja; sean cosas de trabajo, del hogar, de los hijos, económicas, pero sobre todo ‘íntimas’ como pareja, son importantes, lo malo es que por lo general, son problemas económicos y problemas con los hijos (cuando los hay), los únicos que se abordan.

 -*-   Otra cosa incorrecta que con frecuencia sucede entre la pareja, es que le ocultamos alguna situación difícil o algún problema de cierta gravedad, solo porque no queremos preocupar al otro, no es porque queramos mentir, y cuando la pareja se da cuenta, claro!, lo toma como una mentira, ya que es difícil verlo desde el punto de vista de ‘me lo ocultaste para no preocuparme’, por eso es importantísimo que sea cuál sea la situación comunicárselo, para que él o ella esté enterado. 

  -*- Siempre es más agradable estar con alguien que escucha, que es atento y que demuestra interés por la vida del cónyuge, a estar con alguien que solamente se preocupa por sus actividades y nunca ‘tiene tiempo’ de prestar la debida atención a su pareja.   

   Por eso el diálogo y la verdad ante todo, son la base de una relación feliz y a largo plazo.  Recuerda que diálogo significa “hablar y escuchar”, no es sólo yo hablo y que mi pareja me escuche; de igual manera, en el diálogo, el contacto visual es importante, porque así se presta más atención a las palabras que se dicen y sobre todo la otra persona no pierda interés de lo que se está hablando. Y no caigan en la trampa de ‘yo escucho con los oídos, no con lo ojos”, porque eso es un pretexto para no prestar atención. 

 Buena suerte…., espero tus comentarios a marilau@elaviso.com

Siguenos:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux