LOADING

Type to search

SE VA PULIENDO: CADA VEZ SON MAS OFENSIVOS Y DESPRECIABLES LOS TWEETS DE TRUMP

Avatar
Share

Será que Omarosa Manigault Newman tiene un video que documente que Donald Trump utilizó la palabra “N…”. Lo más probable es que Sí.

Recordemos que en plena competencia electoral a la presidencia se expuso un video en el que claramente se aprecia a Trump diciendo que le gusta tocar la “pin…” (vagina) de las mujeres. En otra oportunidad, a los mejicanos los llamó violadores sexuales y criminales; a las personas que provienen de África y a migrantes afrodescendientes de América Latina los generalizó como gente que viene del “shithole” (agujero de m…).

Apenas esta semana, Trump envió un tweet ofensivo que compara a su ex protegida Omarosa con un perro.  En este rango de ideas, la palabra “N…” es un insulto peyorativo, humillante, utilizado durante el periodo esclavista para hacer referencia a una persona afroamericana.

El uso de esta palabra directamente alude el nivel de educación de la persona que la utiliza. En este sentido, Trump es una persona deplorable y maleducada, un racista y misogonista, un degenerado despreciable.

Lo triste de toda esta diatriba que se genera al interior de la Casa Blanca, no son las palabras, que obviamente ocasiona malestar a las poblaciones afroamericanas, sino la forma cómo Trump está empezando a “normalizar” un lenguaje ofensivo, que hasta recientemente era reprochado y reprimido. A los medios de comunicación ya no les cuesta mucho publicar este tipo de vocabulario repugnante.

Los defensores de Trump responden que no simplemente ha insultado a las personas afrodescendientes, sino que también a los euro-estadounidenses, a los latinos e incluso a las personas que tienen discapacidades físicas. Entonces nos dicen queTrump “no es racista. Es el tipo más honesto porque trata a todas las personas de la misma manera”.

Por otra parte, estas personas que defienden a ojos cerrados a Trump, tanto en la televisión, como en la radio y la prensa escrita, cambian el rol de la conversación y los problemas de su jefe. Nos dicen que Trump tiene evidentemente problemas, pero que lo más importante es que ha generado mucha riqueza para el país. Es decir, supuestamente, gracias a sus políticas económicas, Estados Unidos está en un proceso de crecimiento. ¡Qué vergüenza!

Estos comentaristas hipócritas se olvidan, o ‘deliberadamente lo callan,’ que el precursor de la actual economía es el presidente Barack Obama. Fueron sus políticas las que inicialmente detuvieron la crisis de la Administración Bush; luego nos sacaron de su atolladero y finalmente crearon crecimiento económico.

Hoy, Estados Unidos ya no es un ejemplo de los países en desarrollo. Lamentablemente su gobierno representa a una base política enferma guiada por un demente.

Esperemos que desde noviembre esta percepción cambie.

 

Previous Article
Next Article

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Next Up

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux