LOADING

Type to search

VOY CON MI HACHA ED27-2019

Mario Soto Centeno
Share

Si le preguntamos a alguien, a cualquiera… ¿Y cómo te va en el trabajo? Una gran mayoría nos va a contestar: “Pues, ahí, sacando para vivir” “Saco para mantenerme” “Ahí pasándola”.
La verdad es que, si somos sinceros, la mayoría ni sacamos para vivir, ni para mantenernos ni la vamos pasando…. Sacas para pagar la renta, la marqueta y los biles, pero ¿tienes un buen seguro médico para ti y tu familia? ¿Tienes una casa propia donde vivir? ¿Tienes para pagar la educación de tus hijos? ¿Tienes para darte algún gusto especial de vez de cuando y pasar una o dos semanas de vacaciones con la familia al año? Si tienes eso te puedo creer que sí te dé tu trabajo para vivir…. Por ahora no te preguntaré si esas horas que trabajas también son vida o son un sacrificar la vida para que tu familia viva.
Porque sucede a veces que esa horas de trabajo, que siempre son más de ocho, porque el ir y venir también es trabajo, aunque ocho te paguen, en realidad te van matando, te quitan vida en lugar de dártela……..Porque son pocos los que tienen la suerte de estar en un trabajo que de verdad les guste, donde las horas se pasan de volada que a veces hasta ganas te dan de seguirle si no te llamaran “barbero” los compas del trabajo… Pero hay otra cosa, no basta con que te guste lo que haces en el trabajo se necesita también que el ambiente del trabajo sea ameno, por lo menos soportable, donde no te arruinen el día los compañeros envidiosos, molestos, o los supervisores demandantes, exigentes, soberbios, más patrones que el patrón…. Un trabajo bueno es uno que no dejarías por otro nomás porque te pagarían un poco más. Pero para la mayoría el trabajo es carga, es sacrificio y muchos son los que  sacrifican su vida para que su familia “saliera adelante”, pero la verdad es que no adelantaron mucho, y los hijos sacrificarán su vida para que sus familias salgan adelante y así va la cadenita de vidas sacrificadas a una sociedad que no se quiere organizar bien. Sacrificadas a una sociedad que nos deslumbra y encandila haciéndonos creer que somos libres y estamos viviendo un vida de maravilla cuando lo único que maravilla es que seamos tan ciegos como para no darnos cuenta que ni siquiera estamos viviendo una vida plena, sino una vida medio libre-medio esclavizada. ¿No me crees? Haz un alto, límpiate el sudor, límpiate los lentes o los ojos y ve si de verdad están viviendo una vida feliz tú y tu familia……..Pero no me engañes ni te engañes…. Creo firmemente que con un poco de esfuerzo podemos hacernos la vida más feliz entre todos… como racionales merecemos un mundo mejor, ¡pos a hacerlo!
El Pilón: Así como me ves ahora que soy un Vil GAto, no lo dudes que un día llegue a ser un Bill Gates... Soñar no cuesta nada, joven.  Saludos y Salud.

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux