LOADING

Type to search

Cuándo se sabrá quién ganó las elecciones y qué puede retrasarlo

Avatar
Share

Fuente: Noticias Telemundo

Los expertos recomiendan tener paciencia la noche de las elecciones y los días posteriores y apuntan a qué claves tener en cuenta para entender lo que está sucediendo

Por Sarah Yáñez-Richards

CIUDAD DE NUEVA YORK— Es posible que no se conozca el resultado de las elecciones presidenciales en la noche de la votación este 3 de noviembre: se trata de una elección inusual por varios factores, fundamentalmente la pandemia de coronavirus.

Armarse de paciencia

“Estamos acostumbrados a esa gratificación instantánea de saber los resultados en la noche de las elecciones”, indica Ben Hovland, presidente de la Comisión de Asistencia Electoral de los Estados Unidos (EAC, por sus siglas en inglés). 

“Pero si se tienen en cuenta los medios por los que se están votando en las elecciones, si los primeros datos muestran que se trata de un resultado ajustado, tendremos que ser pacientes, esperar y dejar que los profesionales electorales hagan su trabajo y cuenten las papeletas con precisión”, añadió.

[El Gobierno federal usará agentes de ICE para responder a posibles disturbios en la elección]

Es un punto clave en el que también coincide Charles Wheelan, fundador de Unite America, una organización “que busca reconstruir el centro político para que se pueda gobernar de manera más eficiente”. 

“En Estados Unidos estamos acostumbrados a obtener todo rápido: la comida, las respuestas, las noticias… Y estamos habituados a ver las elecciones y tener una respuesta justo después del cierre de las urnas en California. Eso no va a ocurrir este año”, apuntó.

Wheelan señala que el comportamiento de los dos candidatos, el republicano Donald Trump y el demócrata Joe Biden, así como de los medios de comunicación, serán claves para que el país mantenga la calma.

“Nunca hemos pasado por algo como esto. Y realmente nunca ha habido nadie como Trump, que esté dispuesto a decir cosas que creo que no siempre son las más responsables. Así que realmente no sé si la gente será paciente”, opinó.

[Así cambió Trump la inmigración legal e ilegal a Estados Unidos, y estos son sus planes futuros si gana las elecciones]

En la elección del año 2000 no estaba claro si el ganador de Florida había sido el republicano George W. Bush o el demócrata Al Gore, y fue la Corte Suprema la que decidió. “Los ciudadanos fueron bastante pacientes y tuvimos que esperar un mes para saber el nombre del presidente”, recordó Wheelan.

Todos los ojos en Florida

Al igual que entonces, Florida vuelve a ser clave este año, ya no solo por ser un estado pendular, que se puede inclinar por un partido o el otro, sino porque en las primarias demostró que podía dar un resultado muy exacto la misma noche de las elecciones.

“Es probable que Florida dé la talla, ya que el estado puede empezar a contar el voto por correo hasta 22 días antes de las elecciones”, explicó el representante de la EAC, que recordó que “casi todos los caminos” a la victoria de Trump “implican la necesidad de ganar allí”.

[Qué hace el Partido Demócrata para llegar a los latinos, y la gran pregunta: ¿está funcionando?]

Wheelan coincide: si Donald Trump pierde los 29 votos electorales de Florida, “las elecciones probablemente terminarán” esa noche. “Si está muy cerca, o si Trump gana Florida, entonces tendremos que esperar un par de días más”, añade.

Señala además que Florida podría dar una idea de cómo van a votar algunos grupos: “No sabemos realmente qué proporción de los votantes que votan por correo son demócratas o republicanos […] Si Biden gana una mayor proporción de estadounidenses mayores. Entonces, incluso si no tenemos resultados de otros estados, nos podríamos guiar de eso para predecir su comportamiento”.

El voto por correo en Pennsylvania

Pennsylvania es otro estado clave en estas elecciones y se podría decir que está en la situación opuesta de Florida respecto al conteo de votos.

En este estado, que tiene 20 votos electorales, primero se contabilizarán los votos en persona y luego los votos por correo, los cuales pueden llegar a los centros electorales hasta el 6 de noviembre, siempre y cuando el matasellos del sobre esté fechado a 3 de noviembre o antes.

“Creo que es probable que Pennsylvania tarde bastante más en reconocer al ganador”, señaló Hovland.

La pandemia convierte el día de votación en un mes

La crisis del coronavirus ha hecho que en esta votación se tomen medidas históricas para garantizar que todos los ciudadanos estadounidenses puedan votar de manera segura.

Algunos estados han alargado los períodos en que se puede votar por anticipado y otros han cambiado sus leyes para que los ciudadanos puedan votar por correo sin necesidad de una justificación.

[El voto universitario todavía está en juego: estos son los jóvenes que tienen más probabilidades de votar]

Por eso, a diferencia de otros años, esta elección no se desarrolla solo en un día, sino en un mes, lo que puede aumentar la participación.

“Hemos tenido que llevar a cabo una elección muy diferente a la que estábamos acostumbrados en muchos sentidos. En muchos lugares veremos cantidades récord de voto por correo. Pero la mayoría de las jurisdicciones no solo están llevando a cabo solo una elección por correo, sino también una presencial. En ambos casos lo más importante es que sea lo más segura para los votantes y trabajadores”, anotó el presidente de la Comisión de Asistencia Electoral de Estados Unidos.

Una participación nunca vista

“Ahora, ya estamos en cantidades récord de votación anticipada. El último número que escuché fue 82 millones. Ya son más de la mitad del número de personas que votaron en 2016″, señaló Hovland, quien va a votar el 3 de noviembre.

Texas cuenta con 38 votos electorales, sólo por detrás de California, con 55. Y en Texas ya se ha superado el total de votos emitidos en 2016. Hace cuatro años votaron en este estado 8,969,226 estadounidenses, número que fue un récord histórico.

Voto por correo y de forma anónima

“En un año normal, como 2016, un poco menos del 25% de los votos fueron por correo y creo que este año veremos un 40 o 50%”, dijo Hovland.

Por su parte, Wheelan apuntó que uno de los desafíos del voto por correo es “preservar el anonimato a la vez que verifica la identidad del votante”.

La forma en que normalmente funciona es que el votante llena su boleta, que no tiene su nombre; esta va dentro de un sobre que sí tiene su nombre. Y luego todo va dentro de un sobre sellado que se envía por correo a quien vaya a contar el voto”, explicó.

[Encuesta de Telemundo: así planean votar los hispanos en Arizona, Florida, Nevada y Texas]

El Servicio Postal indicó en un comunicado enviado a Noticias Telemundo que desde que se iniciaron las elecciones ha buscado enfocarse en entregar el correo electoral “a tiempo y de manera segura”.

“Con un número récord de personas en todo el país que votan por correo, la prioridad número uno del Servicio Postal desde ahora hasta las elecciones de noviembre es la entrega segura y puntual del correo electoral de la nación”, indicó.

En ese sentido, el servidor de correos nacional ha implantado medidas adicionales en su servicio entre el 26 de octubre y el 24 de noviembre “para acelerar la entrega de boletas”.

Siguenos:
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux