LOADING

Type to search

El CEO de Pfizer dice que estarán listos en cuestión de días para solicitar la aprobación de una vacuna de covid-19 para niños.

Share

Por Madeline Holcombe (CNN) — Pfizer/BioNTech planea solicitar la autorización de una vacuna de covid-19 para algunos niños menores de 12 años, lo que pondrá a Estados Unidos un paso más cerca a ofrecerle protección a una población que se ha vuelto particularmente vulnerable a medida que avanza la temporada de otoño.

Photo: Artem Podrez / Pexels

“Es una cuestión de días, no de semanas”, dijo el presidente y CEO de Pfizer, Albert Bourla, a ABC News el domingo sobre cuándo la compañía enviará datos sobre niños de 5 a 11 años a la FDA para su consideración.

Actualmente, las vacunas de covid-19 solo están aprobadas para niños mayores de 12 años, lo que ha despertado preocupación entre los expertos en salud a medida que aumentan los casos en niños, comienzan los años escolares y se propaga la variante delta más transmisible.

Casi el 26% de todos los casos de covid-19 en todo el país se informan en niños, según datos recientes publicados por la Academia Estadounidense de Pediatría. Y un promedio de 266 niños fueron hospitalizados con covid-19 todos los días la semana pasada, según los datos del domingo de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU.(CDC).

Una vez que los datos de Pfizer / BioNTech estén ingresados, tendrán que pasar por dos comités, uno para la Administración de Medicamentos y Alimentos de EE.UU. (FDA) y otro para los CDC, dijo el domingo el analista médico de CNN, el Dr. Johnathan Reiner. Si los datos llegan esta semana, probablemente estarán en comisión a fines de octubre, agregó.

Y hay muchos datos para que los vean, dijo.

“Esta es una vacuna para niños, por lo que obtener la dosis correcta, en términos de eficacia y efectos secundarios, es crucial”, dijo Reiner.

Pero incluso cuando hay una vacuna disponible, queda por delante una tarea difícil para vacunar a los niños. Menos de la mitad de los adolescentes estadounidenses están completamente vacunados contra el covid-19, según un análisis de CNN de los datos de los CDC.

En respuesta, los funcionarios deben hacer un mejor trabajo para educar a la gente sobre la importancia de la vacunación para la salud de sus niños y sus familias en general, dijo Reiner.

“Si quieres niños en la escuela, la mejor manera de mantenerlos en la escuela es evitar que contraigan covid”, dijo.

Hasta que se aprueben las vacunas para los niños más pequeños, los CDC han recomendado el uso de mascarillas para los estudiantes, maestros y visitantes en las escuelas desde el jardín de infantes hasta el grado 12, junto con una mejor ventilación, distanciamiento físico y pruebas de detección.

“Sabemos cómo mantenerlos a salvo”, dijo la directora de los CDC, la Dra. Rochelle Walensky, a CBS el domingo. “Cuando no usamos la mitigación adecuada, es más probable que haya brotes”.

El Dr. Scott Gottlieb, excomisionado de la FDA, dijo que alienta a los padres a vacunar a sus hijos cuando puedan.

“Este es un patógeno peligroso”, dijo Gottlieb a CNN. “No sería tan arrogante acerca de este virus, sabemos que este virus tiene consecuencias a largo plazo en muchas personas que lo contraen, incluidos los niños”.

Es probable que el aumento actual disminuya para el Día de Acción de Gracias, dice Gottlieb

Gottlieb predijo el domingo que es probable que el aumento actual de la propagación del coronavirus empeore en algunas partes del país y luego desaparezca para el Día de Acción de Gracias.

“Creo que se verá una ola de infección en todo el noreste cuando los niños regresen a la escuela, el clima se vuelva frío y la gente se vaya al interior”, le dijo Gottlieb a Pamela Brown de CNN.

El virus no desaparecerá, dijo Gottlieb, pero es de esperar que alcance niveles más manejables, que estima en unos 20.000 casos por día.

Según los CDC, el promedio actual de siete días para casos nuevos en EE. UU. es de más de 114.000 casos nuevos por día.

Es probable que la disminución de los casos se deba a que la mayoría de las personas obtengan inmunidad al virus, dijo Gottlieb.

“Algunas personas recibirán una vacuna; otras desafiarán su inmunidad sin más remedio que contraer la infección”, explicó Gottlieb. “Las personas que eligen no vacunarse, serán vulnerables a infectarse a través de esta ola de delta”.

A medida que Estados Unidos entra en la temporada de gripe, Gottlieb dijo que la demanda de pruebas aumentará a medida que las personas y sus médicos intenten determinar si sus síntomas similares a los de la gripe se deben al covid-19 o la influenza.

“Por eso es tan importante que las pruebas de diagnóstico lleguen a las manos de los consumidores y de los consultorios médicos, cosas como dónde las personas pueden realizar las pruebas en el hogar marcarán la diferencia entre distinguir entre el covid y otras infecciones respiratorias, especialmente cuando la gripe se contagia”, dijo Gottlieb.

Pero incluso si los casos de covid-19 se reducen para el Día de Acción de Gracias, los expertos en salud se están preparando para un difícil invierno boreal por delante. Aún no está claro qué le depara la temporada de gripe de este año, pero podría agregar estrés adicional a un sistema de atención médica que ya está presionado.

“La gripe sigue siendo mortal, no tanto como el covid-19, pero entre 12.000 y 50.000 estadounidenses pierden la vida cada año a causa de la gripe”, dijo el Dr. Peter Hotez, vacunólogo y decano de la Escuela Nacional de Medicina Tropical de Baylor College of Medicine.

Las cifras de gripe del año pasado fueron bajas, lo que, según los expertos en salud, podría significar que las próximas temporadas pueden ser peores, ya que ha habido poca acumulación de inmunidad.

“Nos espera una enorme temporada de gripe en algún momento”, dijo Gottlieb el domingo.

Recomendar la dosis de refuerzo para los trabajadores de primera línea es una ‘decisión científica difícil’, dice la directora de los CDC

El viernes, Walensky recomendó una dosis de refuerzo para adultos con riesgo ocupacional de infección, además de aquellos con afecciones subyacentes y los mayores de 65 años, una decisión que ella dijo que fue una “decisión científica difícil”.

“Y debido a esa decisión difícil, y debido a toda la evidencia que revisamos en la FDA y los CDC, pensé que era apropiado que esas personas fueran elegibles para refuerzos”, dijo Walensky al programa “Face the Nation” de CBS el domingo.

“Entonces, ¿quiénes son esas personas? Personas que viven y trabajan en entornos de alto riesgo. Eso incluye a personas en refugios para personas sin hogar, personas en hogares grupales, personas en prisiones. Pero, también, lo más importante, son personas que trabajan con comunidades vulnerables, así que nuestros trabajadores de la salud, nuestros maestros, nuestros trabajadores de comestibles, nuestros empleados de transporte público”, dijo Walensky.

Aunque los asesores de vacunas de los CDC votaron en contra de recomendar dosis de refuerzo para las personas con alto riesgo de infección debido a sus condiciones laborales o de vida, Walensky aceptó la autorización de la FDA, incluidas esas personas.

La recomendación no está destinada actualmente a la población en general, pero hay poco temor de causar efectos secundarios peligrosos al agregar esa tercera dosis, dijo Walensky.

“Tenemos una cantidad extraordinaria de datos de seguridad”, dijo.

Jacqueline Howard, Maggie Fox y Aya Elamroussi de CNN contribuyeron a este informe.

Siguenos:
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux