LOADING

Type to search

PROTAGONISMO ENTRE LOS DEMÓCRATAS

Avatar
Share

A pocos meses de las primarias electorales, los demócratas van, poco a poco, reduciendo y delineando a los candidatos con más pretensiones y posibilidades para llegar a la Casa Blanca. Inicialmente el papel protagónico le perteneció a Bernie Sanders, luego a Joe Biden y ahora a Elizabeth Warren.

El perfil ideológico de izquierda de Warren fue materia prima de críticas en el debate que sostuvieron los candidatos demócratas el martes. Sus compañeros la asediaron y trataron de sacarla de sus casillas. Su proyecto de salud universal estuvo en la silla de los acusados.

¿Cómo es que vas a pagar? ¿Vas a imponer nuevos impuestos a la clase media? Fueron algunas de las preguntas punzantes.

Como una política diestra y con experiencia, Warren simplemente se limitó a mencionar que elevará los impuestos a los más ricos y no dará paso atrás e imponer impuestos a la clase media.

Nadie la creyó, incluyendo compañero de ideología Bernie Sanders, quien aseguró que los impuestos subirían notablemente para los ricos, aunque también habría un incremento módico para las clases medias.

Por supuesto que las palabras de Sanders fueron como gasolina sobre el fuego en una plataforma de candidatos demócratas que querían destruir a Warren.

A pesar de que demostró coherencia con sus respuestas, la senadora de Massachusetts no estuvo muy cómoda con su papel de protagonista, aunque demostró sapiencia y experiencia para contrarrestar a sus críticos.

En el primer debate, el ex vicepresidente Joe Biden entró como favorito, pero se desmoronó después de ser asociado con unos racistas del Partido Republicano. En el segundo debate le correspondió perder a Kamala Harris, quien había ganado puntos a costa de Biden. Aunque todavía no se recupera, Harris abriga la esperanza de volver a tener protagonismo y ubicarse entre los mejores.

Por su parte, la senadora Elizabeth Warren ha demostrado tener mucha disciplina con su rol protagónico en este proceso de primarias electorales de los demócratas. Sin embargo, muchos votantes de su partido político todavía dudan de su eficacia y cuestiona su perfil izquierdista. No llegan a aceptar que una candidata con este perfil de izquierda pueda ganarse el corazón de un electorado nacional que se ha caracterizado por ser históricamente derechista.

El tiempo dictaminará quien será el candidato/a ganador de los demócratas. De seguro, Warren estará en la recta final.  Ahora es cuestión de que Biden se mantenga como buen segundo o Kamala Harris finalmente repunte y recobre su rol protagónico.

Sigo pensando que en la recta final estarán las dos mujeres más prolíficas de la campaña electoral demócrata.  Ahora falta saber si la quieren de izquierda o moderada.

Humberto Caspa, Ph.D., es profesor e investigador de Economics On The Move. E-mail: hcletters@yahoo.com

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux