LOADING

Type to search

¿QUÉ PREGUNTARLE A TU PAREJA AL MENOS UNA VEZ AL AÑO?

Avatar
Share

Cuando el amor y la comprensión existe esa llama de la pasión será difícil de apagarse… tendrá tropiezos la relación pero mientras exista la comunicación todo se arreglará.

La psicóloga especializada en terapia de pareja, Lesli Doares, lo explica en ‘Bestlife’. “Conforme pasan los años, aunque parezca mentira, tendemos a hacernos más reservados y no comentar lo que pasa por nuestra mente. Por supuesto, no estoy queriendo decir que haya que compartir con tu pareja cada pequeño detalle del día a día, eso sería agotador, pero sí que hay una serie de preguntas que me parece que todas las personas deberían hacerse anualmente para ver el camino que llevan recorrido”.

No debemos ser reservados. Anualmente deberíamos hacer a nuestras parejas una serie de preguntas y contestarlas. Para que no tengas que ir a ciegas o, lo que es más seguro, con timidez e inseguridad, ahí van esas cuestiones.

¿CUÁLES SON ESAS PREGUNTAS?

¿Eres feliz? La respuesta general tiende a ser un sí, para evitar preocupaciones pero  puede llevar a las personas a cuestionarse muchas cosas importantes.

¿Qué puedo hacer para que te sientas más querido y respetado? Es fácil dar por sentadas algunas cosas, pero tienes que entender que su opinión es importante (al igual que la tuya) y que hay cosas que a ambos se les pueden pasar por alto.

¿Cómo imaginas nuestro futuro? Es muy esclarecedora, señala Doares, porque puede mostrarte si navegan juntos por un camino común.

¿Cuál es el recuerdo -común, en el que estuviéramos juntos- que guardas con más cariño? Según una investigación publicada en ‘Motivation and Emotion’, las parejas que recuerdan sus mejores momentos juntos son más felices. Además, si has perdido un poco la chispa de tu matrimonio, hablar sobre los viejos tiempos también puede ayudar a recordar cómo o por qué acabasteis juntos.

Si pudieras cambiar algo sobre nuestro matrimonio, ¿qué sería? Es una manera agradable de que compartas sus inquietudes (siempre que no acaben tirándose de los pelos, claro, esto trata de ser civilizados).

¿Cómo te gustaría que fuera nuestra vida sexual? “Puede ser muy útil hablar sobre la frecuencia con la que a cada pareja le gustaría tener contacto sexual”, explica Doares.

¿Sientes que pasamos suficiente tiempo juntos? A veces el trabajo y los hijos no nos dejan un momento de soledad para nosotros mismos. Es importante que este punto quede claro.

¿Tienes sueños que no has compartido conmigo? Las respuestas pueden sorprender, ¿estás preparado? Y no solo eso, hay momentos en los que los sueños que teníamos en nuestra juventud pueden ir perdiéndose por el camino. Nunca viene de más sacarlos a flote. Quizá puedes ayudarle a conseguirlos.

¿Cuál es tu mayor inseguridad? Preguntar a tu pareja cuáles son sus inseguridades, lejos de hacer a la otra persona más débil, reforzará su confianza ya que obtendrá tu apoyo incondicional.

¿Qué consideras imperdonable?

No asumas que lo sabes, quizá te sorprenda. A veces, por ejemplo, hay personas que pueden perdonar un desliz o un descuido de una noche pero no un affair de mucho tiempo. No conoces todos los aspectos de su personalidad.

¿Por qué me quieres? Podrá ayudarte a recuperar la autoestima. A veces, conforme pasan los años, eso puede irse olvidando. Es bueno recordar por qué.

¿Hay algo que no me hayas preguntado por miedo a mi reacción? El miedo es esa emoción que, si no la gestionamos de manera adecuada, puede llegar a condicionar nuestra vida hasta unos niveles inimaginables. Con frecuencia nuestra imaginación nos juega malas pasadas y creamos escenarios en nuestra mente en los que suceden cosas realmente catastróficas o en los que nos imaginamos que nuestra pareja se enfada con nosotros cuando le preguntamos alguna cosa. Nada más lejos de la realidad. Por eso, preguntar a tu pareja si alguna vez le ha sucedido esto es darle a la persona que tienes al lado la oportunidad de liberarse de ese sentimiento.

Siguenos:
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux