LOADING

Type to search

¡Ah!, QUE DIFICIL!

Avatar
Share

¡Ah!, QUE DIFICIL!
Dos buenos amigos se encuentran en el camino. Uno de ellos va sudando, además parecía muy agotado.
–Caray!! ¿qué te pasa?
-• Es que vengo de enterrar a mi suegra.
– ¿Pero,,,, que por eso vienes así?
-• Sí!, es que la méndiga vieja no se dejaba.

<><><><><> •-• <><><><><>   

LA PROMESA
 A Pepito lo cotorreaba mucho el novio de su her-mana. Pero un día el tal cuñado, decide entablar la paz con el niño y…..
– Pepito, desde hoy quiero hacer las paces contigo, por eso desde hoy ya no me burlaré de ti, ni te vacilare…. Así que mientras baja tu hermana hazme el cafecito, ‘de costumbre’.
–¿Estás hablando en serio???
–Claro, Pepito. ¡Te lo prometo!
–Bueno,,, po’s si de veras ya no me vas a cotorrear; entonces yo te prometo que al cafecito que te traigo ‘de costumbre’ ya no le voy a echar pipí!!
    ops!

<><><><><> •-• <><><><><>   

PROFUNDAS REFLEXIONES:
•– ¿Te haz dado cuenta que en la vida nadie te ayuda cuando estás jodido… y si te ayudan es porque te quieren joder???
•– ¿Y te has preguntado por qué antes del sexo, cada uno ayuda al otro a desnudarse… pero después del sexo cada uno se viste solo???

<><><><><> •-• <><><><><>   

NO PRECISAMENTE!
La muchacha le pregunta a su abuelita:
“Oye, Abue: cuando mi abuelo y tú tuvieron su  primer hijo ¿él te ayudaba en las noches a darle de comer al bebé?”
– ¡Claro que nooo! -responde-. Yo siempre me encargaba de eso.
— “Ahhh! Todavía no se inventaba la liberación femenina,  verdad?
– Puesss, no precisamente -dice la abuelita-.  Más bien todavía no se inventaban los biberones”.

<><><><><> •-• <><><><><>   

QUE OLVIDADIZA…
 Al abrir la puerta de su clóset Don Cornulio se encuentra ahí a un individuo.
— ¡Facilisa! -le grita enojado a su mujer-. ¡Otra vez hay un hombre en mi clóset!… ¡No te he dicho mil veces que para estas cosas uses el tuyo!

Siguenos:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux