LOADING

Type to search

Tips para ahorrar dinero en estos tiempos de crisis

Avatar
Share

  Seguramente estará pensando ¿cómo voy a Ahorrar si apenas me alcanza para comer?, y es muy normal ese pensamiento, pero le aseguro que siguiendo estos consejos podrá alcanzar la meta para ahorrar algo de dinero.
   En términos de finanzas personales, ahorrar consiste en reservar o guardar parte de nuestro dinero para un uso futuro, ya sea para usarlo en alguna emergencia, darnos algún gusto, invertirlo, usarlo en tiempos de crisis, o tenerlo para nuestro retiro, etc.

  Aquí vienen cinco tips súper efectivos para el ahorro:
1. Gastar menos: Este consejo parece obvio, pero en realidad es el primer consejo a tener en cuenta, si de verdad queremos ahorrar dinero.
  Significa ser conscientes en qué gastamos nuestro dinero, y buscar siempre la manera de gastar menos o, en todo caso, dejar de gastar dinero en algunas cosas no tan necesarias.
  Podríamos estar gastando mucho, por ejemplo, en suscripciones a diarios o revistas que no siempre leemos, en cafés que compramos constantemente, cigarros que perjudican nuestra salud, libros que podemos conseguir prestados en la biblioteca, almuerzos, por no llevarlos de la casa, etc.

  Buscar formas de gastar menos, también podría implicar: comprar algunos artículos usados en vez de nuevos, comer en casa en vez de comer fuera, buscar siempre ofertas o descuentos (siempre asegurándose de que la oferta o descuento sean reales), tomarnos nuestro tiempo y buscar siempre los lugares en dónde comprar al menor precio (comparar precios en Internet), comprar al por mayor o en cantidad.
  Una vez que seamos conscientes en qué estamos gastando nuestro dinero, y estemos buscando la manera de gastar menos, nos iremos convirtiendo en expertos, y empezaremos a ahorrar dinero.

2. Consumir o usar menos: Este consejo consiste en consumir o utilizar menos los productos o servicios que solemos usar, por ejemplo, podemos procurar usar menos shampoo, menos crema dental, menos detergente, menos electricidad o energía (por ejemplo, apagando las luces que no necesitemos, comprando focos ahorradores, apagando la televisión o la computadora cuando no las estemos usando), consumir menos agua (por ejemplo, arreglando los goteros, duchándose en vez de bañarse), etc.

  Consumir o usar algo en menor cantidad, podría no significar mucho como ahorro, pero si sumamos todos los pequeños ahorros que podemos hacer al utilizar este consejo, realmente podríamos llegar a ahorrar mucho dinero.

3. Hacer un presupuesto familiar: Una forma efectiva de ahorrar dinero es elaborando un presupuesto personal, el cual consiste en un documento en donde señalamos los futuros ingresos y egresos que vamos a tener en el mes, y la diferencia entre éstos.

  El presupuesto familiar nos permitirá identificar las áreas o partidas en las cuales estamos gastando demasiado, o aquellas en las cuales podríamos reducir gastos o, en todo caso, eliminarlas de nuestro presupuesto.

4. Reservar un monto como ahorro: Consiste en adquirir el hábito de poner o destinar cada mes, un determinado monto, producto de nuestros ingresos, en una bolsa de ahorro.

  Podemos empezar con destinar un pequeño monto, e ir aumentando su cantidad conforme aumenten nuestros ingresos. Lo recomendable es que represente un mínimo del 10% del total de nuestros ingresos mensuales.

  Es recomendable depositar dicho monto en una cuenta de ahorros en el banco, de modo que lo tengamos en un lugar seguro, no nos sintamos tentados a sacar dinero de ella y, de paso, podamos ganar algunos intereses. Para esto debemos ser disciplinados. El adquirir este hábito y el observar cómo van aumentando nuestros ahorros, nos motivará a ahorrar más, y a buscar nuevos ingresos que nos permiten aumentar la cantidad del ahorro.

5. Evitar las deudas: Algunas podrían ser de gran ayuda, tal como la de una hipoteca, o la necesaria para crear un negocio; pero para ahorrar dinero, debemos procurar siempre tener la menor cantidad posible.

  La primera que debemos evitar es la que genera el uso de tarjetas de crédito, que suele ser la que mayor costo posee (mayores tasas de interés). Las tarjetas de créditos son para ser usadas en caso de emergencia o ante alguna oportunidad que se presente, y no para ser usadas constantemente.

  El uso de tarjetas de crédito puede darnos una satisfacción momentánea, pero luego pueden traernos grandes problemas. Lo recomendable es cortar todas, o al menos mantener sólo una, la que presente los costos más bajos y las condiciones de pago más convenientes.

  ~Siguiendo estos tips seguramente podrá comenzar a ahorrar poco a poco. ¡Buena Suerte!

Siguenos:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Next Up

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux